Páginas vistas en total

lunes, 9 de julio de 2012

Se estrenó "El Lenguaje de las Sirenas"

Después de tres funciones con lleno total, de entusiastas aplausos de un público impactado y emocionado, de comentarios efusivos y agradecidos, no podemos más que agradecer. El trabajo fue duro, pero valió la pena, y ahora, noche a noche, damos funciones para propiciar estremecimientos, emociones fuertes, reflexiones en torno a temas que nos preocupan pero muchas veces evadimos. Para eso estamos, nosotros los teatreros, para remecer sus corazones y sus cabezas. El buen teatro es un tsunami.

A sólo tres días del estreno, ya recibimos un gran regalo: Alonso Alegría ha escrito una excelente crítica sobre la obra:

http://blogs.peru21.pe/teatrosyteatreros/2012/07/he-visto-la-obra-del-ano-y-es.html

He visto la mejor obra del año y es peruana (De: Alonso Alegría)

De pronto me di cuenta de que estaba aferrado fuertemente de los brazos de mi butaca.  Como si estuviera en una montaña rusa.  Sobre el escenario del MALI una sirena varada --sí, una verdadera sirena varada por el mar-- estaba dando fieros aletazos mientras dos hombres --un hombre de empresa y su gerente-- trataban de contenerla para secuestrarla y su hija clamaba por la  vida de este ser maravilloso.  

EL LENGUAJE DE LAS SIRENAS de Mariana de Althaus es una montaña rusa: es una aventura en la selva de nuestra sociedad, es una fantasía delirante pero verosímil, es una arenga política, es un poema exquisito, es una maravillosa obra de teatro.  Es lo mejor que hasta ahora ha escrito Mariana de Althaus, que no es decir poco, pero esta autora peruana habrá de escribir y dirigir obras mejores aún, hasta alcanzar el sitio que le corresponde a nivel mundial.  [SIGUE]
Una familia con casa de verano en el sur baja a la playa porque hoy es sábado y los sábados uno baja a la playa.  Son marido y mujer con hijo e hija ya grandes.  El gerente de márketing de la empresa del marido está por llegar.  Y en eso el mar vara una sirena.  Una sirena de verdad, de cuerpo entero.  Pero --aquí está la sorpresa-- es una sirena chola.  Es una sirena chola que habla solamente quechua. Es una sirena chola que habla quechua y que el mar ha puesto sobre esta playa de Asia en la que 'las cholas' están prohibidas de meterse al mar. 

Y no quiero contar más porque la excelencia de esta obra no radica en su muy sencilla anécdota.  La maravilla de esta obra está también en cómo ha sido dialogada y planteada escénicamente por la autora. Y en la poesía y las ideas que contiene.  El montaje es de una sencillez y eficacia total.  Y Javier Valdez, Sofía Rocha, Sergio Gjurinovic, Laura Aramburú, Andrea Fernández, Marco Antonio Huachaca y Gabriela Merino conforman el reparto perfecto y están inmejorables. 

Por todo esto el público sostiene, durante toda la duración de la obra, el silencio más duro escuchable, ese silencio sideral que invade al  público cuando se encuentra del todo compenetrado con una experiencia teatral total, aquella en la que aquello que nos emociona nos hace raciocinar porque algo importante se nos está revelando, y eso que estamos raciocinando  nos emociona profundamente.  Que las revelaciones intelectuales sí pueden evocar lágrimas es lo que esta obra magistral también demuestra. 

En el MALI, por Mariana de Althaus
Como parte de la temporada de 
VÍA EXPRESA COLECTIVO TEATRAL  
Ir hoy.  Ir ahora.  Regresar transformado.
(Alonso Alegría)


Te esperamos en el MALI de viernes a lunes a las 8:00 pm (Domingos a las 7:00). Compra tus entradas en Tu entrada de Plaza Vea y Vivanda, que se llena rápido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada