Páginas vistas en total

jueves, 22 de marzo de 2012

Bailando

Un grupo de gente baila en el escenario del teatro del MALI.
Dicen los que trabajan en el Museo que durante los ensayos de "Madrugada" sólo se escucha música, risas, gritos de euforia, por ahí una declaración de amor, o de venganza. Dicen que a veces suena una salsa, otras un reaggetón, otras veces el taladrante murmullo de un ritmo electrónico... Dicen que a veces, cuando alguien se asoma a mirar un ensayo, no se puede saber bien quién es el director... Había un director, sí, era un director de Viaexpresa, un flaco con lentecitos... pero ya no lo vemos en las butacas, ya nadie está dando órdenes acá, la obra se está armando sola, los actores, enloquecidos, no paran de bailar, la productora se mueve también las caderas mientras teclea en su calculadora al ritmo de la música... y Diego López, el director... está bailando, feliz, ahí, entre los actores, se ha olvidado que era el director de la tercera obra de Viaexpresa, se ha olvidado que se estrena ahorita, en abril, se ha olvidado también que tiene que dictar su clase de filosofía en la Universidad en un ratito, y está ahí, bailando, bailando, bailando...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada